domingo, 30 de noviembre de 2008

Échate un recito

Simplemente, recordarles que hoy, domingo 30, es el día que los ateos que nos apuntemos al reto del poder de la oración tenemos que rezar un rosario pidiendo el fin del conflicto entre Israel y Palestina ¡ánimo! ¡No se dejen desanimar por los experimentos precedentes con resultados negativos!
Pedid, y se os dará. Buscad y hallaréis. Llamad, y se os abrirá.
Porque todo el que pide recibe, el que busca halla, y al que llama se le abrirá.
¿Qué hombre hay entre vosotros que, al hijo que le pide pan, le dará una piedra?
¿O al que le pide pescado, le dará una serpiente?
Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar cosas buenas a vuestros hijos, ¿Cuánto más vuestro Padre que está en los cielos dará cosas buenas a los que le piden? (Mateo 7, 7-11)

Originalmente tutubeado y editado por el muy recomendable TokiChannel

sábado, 29 de noviembre de 2008

Otros mundos XXV

Disfruten este fin de semana de una nueva entrega altermundana:

46.Garrudo rojo.
Es otro de los seres que viven en la cara obscura de Brantranne. Aunque él se tiene por gran cazador de tarséridos y oftalmeganones, la verdad es que siempre se le escapan y tiene que conformarse con pequeños roedores, lagartijas y avecillas.

046
048
48.Scorpio barbado.
Vive en tierra firme y caza con sus garras presas medianas, pero utiliza su aguijón envenenado para presas grandes y para defender ferozmente su territorio contra las invasiones de tentaculados, sauridocerontes y rapaces.

236
236. Granero volante. Esta astronave, de forma funcional y ruda, lleva cereales desde Krismerión a 18-Akka. El pequeño planeta junto al que cruza es 5-Akka, el cual no tiene atmósfera y es famoso por la inexplicable regularidad de sus cráteres.

237
237. Nave museo.
Esta primitiva astronave en ala delta está casi fuera de servicio. Convertida en museo itinerante, lleva de planeta en planeta una muestra histórica de los adelantos y proyectos en astronaútica de toda la galaxia.

El gigantesco vehículo de la capitular está tomado de aquí.

jueves, 27 de noviembre de 2008

Los cien años de Claude Lévi-Strauss

Solo recordarles, estimados parroquianos, que mañana, viernes 28 de noviembre, cumple su primer siglo de vida Claude Lévi-Strauss. La ocasión de brindar a su salud y de leer o releer alguna de las obras del creador de la antropología estructural, como Lo crudo y lo cocido o, si prefrieren la narrativa, Tristes Trópicos ¡Que cumpla muchos más... si él quiere!

Levi-Strauss

viernes, 21 de noviembre de 2008

Shanhai Jing

El Shanhai Jing (山海經, Colección de las montañas y los mares) recopila en 18 libros descripciones geográficas de diversas regiones, incluyendo las plantas, minerales y los animales y espíritus que las pueblan; no sólo nos da el aspecto físico de estos seres, sino también sus propiedades medicinales o como amuleto; también los eventos que presagia su aparición o los rituales que hay que hacer para aplacarlos. La lectura de este gran clásico de más de 2000 años de antigüedad es un verdadero placer; como ejemplo, pueden ver aquí tres fragmentos de la edición de Yao Ning y G. García-Noblejas:

Zorro de nueve colas 九尾狐 (Ming)Zorro de nueve colas 九尾狐 (Qing)
A la izquierda, el zorro de nueve colas en una edición de la dinastía Ming, el resto de las ilustraciones que vemos en este post, incluida la versión del zorro a la derecha, proceden de una edición de la dinastía Qing

[...] Continuando trescientos li más hacia el este se yergue el monte Qingqiu, en cuya ladera Sur hay mucho jade y en cuya ladera Norte muy buena malaquita. Vive allá un tipo de cuadrúpedo, semejante en forma a los zorros, que posee nueve colas (九尾狐) y una voz que suena como el llanto de los niños recién nacidos y que come hombres; quien come su carne se libra de las picaduras venenosas [...]

Dijiang (帝江)
[...] Avanzando trescientos li hacia el Oeste se arriba al monte Tian. Da metales y jades en abundancia y también rejalgar verde. Es donde nace el río Ying, el cual corre hacia el Suroeste hasta llegar al valle de Tang. Mora en él cierto espíritu cuyo cuerpo es semejante a un bulto amarillo que a veces se pone rojo fuego; tiene seis patas y cuatro alas, es todo redondeado, carece de cabeza y de ojos y sabe cantar y bailar muy bien: no es otro que el Dijiang (帝江).

Bingfeng (并封)
Este cuadrúpedo de la ilustración es uno de los llamados bingfeng (并封). Poseen un cuerpo semejante en forma al de los puercos normales, pero con una cabeza en cada punta; son completamente negros. Se los puede hallar en un lugar al Este del país del chamán Xian.

La letra capitular está montada sobre la portada de una edición china moderna. La traducción que hemos utilizado,
cuya lectura les recomendamos encarecidamente, está publicada por Miraguano Ediciones en 2000, bajo el título Libro de los montes y los mares, de donde también hemos tomado las ilustraciones. Hemos añadido el nombre chino de las criaturas: mil gracias a mi querida amiga Yàn Liu por su asesoramiento en este punto.

sábado, 15 de noviembre de 2008

Cultos al carguero

Es muy instructivo estudiar una religión desde el punto de vista histórico: quiénes escribieron sus libros supuestamente revelados, qué motivos políticos o económicos condicionaron la formación de tales o cuales dogmas, qué elementos copiaron de otras religiones, hasta qué punto son el producto de una tradición espontánea y hasta cuál el cínico diseño de algunos, etc. Esto es particularmente fácil de hacer con religiones de reciente creación, como el mormonismo o la cienciología. Hoy nos ocuparemos de los cargo cults de las islas del Pacífico Sur:
soldier_42583889_band_416
Músicos en un desfile ritual; no dejen de ver las otras fotos publicadas, en el mismo sitio, entre las que se cuenta la del niño de la letra capitular. A la derecha, un uniforme de culto; fotografía de Mike Jay que ilustra su artículo «The Last Cargo Cult».

Mientras que los nativos hacen a menudo cosas útiles y prácticas, como cazar, fabricar bienes o viviendas, recolectar alimentos, etc. los blancos se dedican a cosas que obviamente carecen de consecuencias prácticas: se pasan el día moviendo papeles sentados detrás de una mesa, hablan con un aparato que emite extraños sonidos, hacen que los nativos se vistan todos igual y caminen al mismo ritmo. A pesar de todo esto a los blancos no les falta de nada; al contrario, tienen un montón de cachivaches mágicos interesantes y ¿de dónde proceden todos esos bienes? Del carguero. Cada vez que hace falta algo, viene por carguero, incluso si algo necesita reparación, se manda de vuelta al carguero. A la vista de esto es evidente que todas esas cosas raras que hacen los blancos sin finalidad práctica inmediata no son más que (como las cosas sin finalidad práctica inmediata que los mismos nativos hacen) rituales religiosos para hacer venir por carguero todo lo que necesitan.

FrumParadeprince_phillip_god
Un desfile el día de John Frum; fusiles de bambú y las siglas «U.S.A.» en el pecho, tomada de aquí. A la derecha, un adepto del culto al príncipe Felipe de Inglaterra; más fotos en su página de origen

Existen múltipes variantes de esta religión en las diferentes islas y ha sufrido interesantes cambios a lo largo de los años.
Básicamente consiste en realizar ritos que imitan la conducta de los colonizadores con el fin de atraer al carguero, lleno de bienes industriales.
En las versiones más antiguas del culto el carguero era a vela, mientras que desde la II Guerra Mundial se trata de aviones de carga; los productos insustriales que esperan recibir han evolucionado de la misma manera. Cuando los primeros colonizadores llegaron a esas islas a menudo los nativos les tomaron por seres sobrenaturales (dioses o antepasados). Los colonizadores, por supuesto, cultivaron esa idea: en las derivas mesiánicas de esta religión (que enunciaremos brevemente a contiuación) los mesías se parecen a los colonizadores. Los ropajes de culto son imitaciones de los de los colonizadores, como pueden ver en las fotografías que ilustran este artículo, que tratan de remedar los uniformes del ejército estadounidense. Los ritos consisten en desfiles, izadas de bandera, hablar por la radio (David Attenborough nos habla de una «radio» que era una señora que cuchicheaba paralabras incomprensibles con un cable rodeándole la cintura) y construyen pistas de aterrizaje, radares y torres de control a base de hojas de palmera y cañas con el fin de preparar la llegada del avión de carga.

800px-JohnFrumCrossTanna1967
Una cruz roja, típica del culto de John Furm. También son muy populares las maquetas de aviones (foto de la Wikipedia)

Si bien la creencia más extendida es que los bienes industriales son regalos de que les envían los antepasados, pero que el hombre blanco, astutamente, se ha hecho con el secreto ritual para apropiárselos, la imagen de los mesías y antepasados como decíamos, coincide con la del colonizador. En diferentes momentos el aspecto de estos seres sobrenaturales era como el de los blancos (ingleses, australianos o americanos) japoneses (en islas bajo ocupación en la II Guerra Mundial) etc. En la actualidad la creencia más frecuente es que los antepasados se parecen a los soldados norteamericanos negros.

En cuanto a los mesías, en la isla Tanna, en las Nuevas Hébridas, encontramos al más famoso; John Frum; su descripción física ha sufrido cambios similares a lo largo de la historia del culto: llegará en un avión de cargo un 15 de febrero con ilimitados productos industriales para todos y los fieles vivirán una nueva era de abundancia y felicidad imperecedera. Su símbolo más sagrado es una cruz roja, procedente de los servicios médicos del ejército.

Como algunos pensaron, no sin lógica, que los jefes de los colonizadores eran los verdaderos poseedores del secreto del cargo, algunos de estos han pasado a formar parte del panteón. El príncipe Felipe de Inglaterra, desde su visita oficial a la región en 1974, fue divinizado en una variante del culto de John Frum profesada por la tribu Yaohnanen. Al presidente estadounidense Lyndon Johnson le intentaron sobornar los habitantes de Nueva Hanover (Islas Bismarck) para que revelara el secreto del cargo.

Ignoro si que el nuevo ocupante de la Casa Blanca sea negro afectará al culto; quizá signifique que el próximo 15 de febrero será el bueno.

La mayor parte de la información procede Cerdos, Vacas y Brujas de Marvin Harris y del capítulo 5 de The God Delusion, de Richard Dawkins, que cita abundantemente Quest in Paradise, de David Attenborough.

jueves, 6 de noviembre de 2008

El tigre, el ciervo y el cocodrilo

El bestiario (1)

Tenemos hoy una percepción de la diferencia entre seres reales e imaginarios muy diferente de cuando imperaba el pensamiento precientífico; próximamente nos ocuparemos de esto y entonces nos serán útiles ejemplos como los de hoy, tomados del bestiario medieval, el de los vampiros chinos que vimos hace poco y otros que tendremos ocasión de ver próximamente.

Los bestiarios son recopilaciones medievales de descripciones de animales, vegetales y minerales que bebían de fuentes griegas, fundamentalmente a través del Physiologus (s. II d.C) y de la Biblia y de la tradición cristiana, fundamentalmente a través del libro XII de las Etimologías de Isidoro de Sevilla. Son realmente apasionantes y la miniaturas que los ilustran maravillosas. La descripción de los animales incluye la de su conducta y una lectura de ésta que extraía una enseñanza teológica, ya que se partía de que el mundo es una segunda Escritura, que hay que leer como se hace con la Biblia. Hemos escogido al cocodrilo y su enemiga mortal, la comadreja, al tigre cuya historia se diría una fantasía de Borges y al ciervo, disfrútenlos:

bestiary

El tigre:

Existe un animal llamado tigre, que es una variedad de serpiente. Esta bestia es de tal naturaleza, tan feroz y cruel, que ningún hombre vivo se atreve a acercarse a ella. Y cuando sucede que este animal tiene cachorros y que los cazadores han averiguado dónde se encuentran, se los quitan por el procedimiento que vais a oír aquí. Los cazadores toman espejos y los llevan consigo cuando van a apoderarse de los cachorros del tigre. Acechan al animal hasta que ven que se marcha a vagabundear, y que no está en su guarida con los cachorros; entonces se los llevan fuera del cubil. Y toman los cazadores sus espejos, colocándolos en el camino a medida que avanzan. La tigresa es de tal naturaleza, que por muy enfurecida que se halle, no puede ver un espejo sin fijar sus ojos en él. Piensa entonces que los que allí ve son sus cachorros; goza de su imagen con gran placer, y piensa ciertamente haber encontrado a su prole. Y tanto se deleita contemplando la belleza de su hermosa estampa, que olvida perseguir a quienes le han quitado sus cachorros. Y allí permanece inmóvil, como si la hubiesen capturado y así es como se llevan los cazadores sus cachorros.

Dice sobre esto el Fisiólogo: Tengamos cuidado de no parecernos a la tigresa. Y Amós el profeta dice que este mundo es semejante a la selva en que moran los tigres, y ruega a cada uno de nosotros cuide de conservar su cachorro, es decir, su alma. Pues los cazadores nos acechan y espían, y siempre tienen dispuestos sus espejos, por si pueden arrebatar nuestro cachorro. Los espejos son los grandes festines, los grandes placeres del mundo, que anhelamos; prendas, caballos, mujeres hermosas, y todos los demás pecados, como los que el cazador representa en su espejo, que arroja a la cara del hombre. Por eso debe el hombre seguir los dictados de su Creador; entonces es cuando el Enemigo no tiene poder sobre el alma del hombre, sobre ese cachorro del que desea apoderarse.


img4438

El cocodrilo:

Existe un animal llamado enudrís [comadreja en otros bestiarios], que tiene forma de perro y es enemigo del cocodrilo. Cuando duerme, el cocodrilo tiene la boca abierta: entonces, el enudrís va a untarse todo el cuerpo de fango, y cuando éste se ha secado, penetra en la loca del cocodrilo, le roe todos los canales del cuerpo y le devora los intestinos.

El cocodrilo es, pues, semejante al demonio, mientras que el
enudrís es una imagen de nuestro Salvador: en efecto, Nuestro Señor Jesucristo se cubrió con la carne terrenal, bajó al infierno y aniquiló el dolor de la muerte, diciendo a los que estaban encadenados: «¡Salid! y a los que yacían en las tinieblas: «¡Mostraos!». Y dijo también el apóstol: «¿Dónde está, muerte, tu victoria? ¿Dónde está, infierno, tu aguijón?» (Cor 1, 15..5 5). Y después de tres días resucitó de la muerte, y con Él resucitó la carne terrena.

image025
El ciervo:
Otro atributo tiene el ciervo, y es que parece a la gacela salvaje; tiene cuernos con tres ramas después de cada tercera renovación. El ciervo vive cincuenta años, y al final de ese período corre a gran velocidad por los valles boscosos y los barrancos de las montanas localiza por su olor las madrigueras de las serpientes, y de inmediato acerca sus narices a la entrada de aquéllas, conteniendo el aliento. Entonces, la serpiente se precipita fuera y va a parar a la boca del ciervo, que se la traga; por ello se le llama élafos, porque sacó a la serpiente de las profundidades. Luego, corre con la serpiente hacia el arroyo; si no bebe agua antes de tres horas, morirá; pero sí encuentra agua, vivirá otros cincuenta años. Por eso dijo David: «Así como el ciervo desea el fresco manantial, así te desea mi alma, ob. Dios».
Y también tú, hombre piadoso, dispones en ti mismo de tres renovaciones que son el bautismo de la inmortalidad, la merced de la adopción como hijo, y la penitencia.
Y cuando atrapes a la serpiente que ha penetrado en tu pecho, es decir, el pecado, corre en seguida con ella al arroyo de la Escritura y de la profecía. Iluminado por éstas, bebe el agua de vida, o sea el don divino, y renuévate a ti mismo con el arrepentimiento: tus pecados quedarán destruidos.
En verdad, bien se ha expresado el Fisiólogo en lo concerniente al ciervo.

Estos fragmentos están tomados de la apasionante recopilación de Ignacio Malaxechevarría, publicada por Siruela bajo el título Bestiario medieval. Toma textos de diferentes ediciones y bestiarios, pero hemos preferido obviar las cuestiones ecdóticas; los interesados pueden encontrar los detalles y el texto completo aquí.

La capitular es de un manuscrito italiano del s. XV, tomada de aquí. Las miniatura del tigre procedel del Bestiario de Aberdeen y está tomada de aquí, la del ciervo, del Bestiario de Oxford, en cuanto la del cococrilo, procede de ésta página, que no cita la fuente.

sábado, 1 de noviembre de 2008

Historia Ficción I

Hoy proponemos la primera entrada regular dedicada a esta colección. Como con Otros mundos, acompañamos la imagen del texto que figura al pie en el álbum que, en el caso de las criaturas de la última sección, se limita al nombre de ésta, que suele ser una modificación de una palabra que le describiría o que aludiría a su característica más evidente.

001
1-2. Primeros pobladores.
Los primitivos pobladores de España ya dejaron numerosas pruebas de su arte. Aquí vemos a unos hábiles artistas decorando las paredes de una cueva (10.000 años a- de J.C.). Obtenían los colores con óxidos minerales y carbón vegetal.

073
73. Guerrero prehistórico.

074
74. Guerrero egipcio. Siglo XXX antes de cristo.

127
127-128. Las naciones más avanzadas tecnológicamente se afanan en crear armas cada vez más mortíferas. Algunas de estar armas podrían ser las químicas y las bacteriológicas, propagadoras de terribles epidemias.

129_130
129-130. Desde estaciones espaciales, colocadas en órbita terrestre, podrán ser dominadas extensas zonas de la Tierra, como este satélite Telfoe-IV, capaz de provocar una terrible lluvia de fuego sobre una gran ciudad que quedaría completamente calcinada.

217
217. Cefas.

El cascanueces de la capitular está tomado de aquí.